• Alberto Gutiérrez Pozuelo

Entrevista con Fátima H. Hossain, primera mujer musulmana que lidera un Grupo Parlamentario: "Q


Entrevista a Fatima Hamed, primera mujer musulmana que lidera un Grupo Parlamentario (MDyC) en la ciudad de Ceuta. Nacida en Ceuta, tras terminar sus estudios de bachillerato con matrícula de honor optó por la UNED licenciándose en Derecho y siendo becaria durante dos años de la carrera del Centro de Orientación, Información y Empleo (COIE) .

Actualmente es Abogada en ejercicio y profesora tutora de la UNED. Su compromiso social le hizo entrar en política de la mano de la UDCE. Finalmente, tras abandonar éste partido, fundó junto con otros compañeros el Movimiento por la Dignidad y la Ciudadanía (MDyC), del cual es Presidenta. Ha sido la primera mujer musulmana que ha liderado un grupo parlamentario en Ceuta.

Estamos en un momento en el que el feminismo está en pleno auge y cada vez está más presente en todos los ámbitos. Fue usted la primera y única mujer candidata a la presidencia de su ciudad, ¿qué le movió a tomar esa decisión? ¿por qué cree que ha tenido que pasar tanto tiempo para que algo así suceda?

Creo que son procesos que ocurren de una manera irrefrenablemente natural, es decir, el auge del feminismo, de la reivindicación de la igualdad, es una lucha que lleva décadas fraguándose y ganando batallas poco a poco hasta convertirse en el movimiento social que es en la actualidad a pesar de quedar aún muchas metas que alcanzar.

A nivel personal, creo que llega un momento en la vida en el que algunas personas nos planteamos qué podemos hacer para aportar algo constructivo a la sociedad. Muchas veces no conocemos la profundidad de las decisiones que tomamos hasta que activamos la iniciativa y la hacemos realidad. En mi caso, al decidir participar activamente en política buscaba y busco eso, aportar, dar voz a quienes no la tienen, buscar soluciones a problemas cotidianos de mi gente, de la gente de Ceuta. Hasta que no di el primer paso para liderar un movimiento político no me di cuenta de todas las demás lecturas que podían hacerse, por ejemplo, la que indicas de ser la primera mujer musulmana que lidera un grupo político no sólo en Ceuta si no que creo que en todo el país. En ese sentido, cuando se pone el foco en ese hecho comienzan debates, algunas más interesantes que otros, relacionados en los prejuicios y estereotipos que existen en relación a las mujeres musulmanas, a lo que se “supone” que podemos o no podemos hacer o decir, mensajes algunos con tintes racistas u otros que lo son abiertamente, pero también sirve para posicionar a una mujer más en la lucha. Para mi, eso es lo esencial. La lucha para lograr una sociedad mejor en cualquier ámbito. En cuanto a los tiempos, si hacemos un repaso a la participación política de las mujeres, teniendo en cuenta que nuestra democracia apenas tiene 40 años, verás que esta ha ido evolucionando poco a poco, aunque afortunadamente ahora parece avanzar a buen ritmo.

Desgraciadamente, la violencia de género parece habernos “atrapado” de una forma execrable. Su denuncia es constante a través de sus redes sociales, ¿por qué cree que estamos ante esa situación de forma tan continuada?

Es la peor de las lacras a las que nos enfrentamos todos como sociedad. Creo que es necesario llamar la atención sobre ello, sobre que no es una lucha de mujeres contra hombres como algunos han pretendido hacer ver, si no de personas que creemos en la igualdad frente a otras que siguen considerando inferiores a las mujeres hasta el extremo de considerarlas una posesión con la que pueden hacer lo que quieran. A fecha de hoy, son 39 las mujeres que han sido asesinadas en lo que llevamos de año. Son cifras escandalosamente alarmantes a las que no podemos acostumbrarnos. Considero fundamental trabajar la educación, la concienciación y la sensibilización desde edades muy tempranas para aumentar las acciones preventivas además de actuaciones inmediatas cuando se producen casos de violencia de género. Pero seamos realistas: todo ello es imposible o extremadamente difícil cuando los recursos no son los necesarios, es preciso que el Pacto de Estado contra la Violencia de Género esté suficientemente dotado desde el punto de vista económico al igual que lo es que todas las instituciones que trabajan con mujeres (y sus hijos e hijas) víctimas de violencia de género puedan hacerlo de manera coordinada con todas las entidades implicadas y para ello es preciso que ese Pacto de Estado muestre el verdadero compromiso de nuestro país contra esta lacra hasta que acabemos con ella. A la vez, creo que cualquier persona con visibilidad pública debería mostrar su compromiso también a través de las redes sociales ya que es una forma de poner la atención en algo tan importante.

En su partido, MDyC, dicen que hacen política desde la calle, durante esta campaña habrá compartido mucho tiempo con la ciudadanía ¿ qué demandas le han transmitido en estos meses?

En mi ciudad existen carencias importantes. Esencialmente podríamos relacionarlas con la falta de empleo (falta de yacimientos de empleo, de formación específica en sectores en auge, necesidad de revisar el sistema impositivo local, carencia de auténticas políticas de empleo, falta de oportunidades para gente joven, personas de más de 45 años…) con la que se ponen de manifiesto otros problemas existentes (exclusión social, absentismo y fracaso escolar) y falta de vivienda suficiente con la que satisfacer la demanda existente.

Para nosotros son demandas relacionadas con derechos esenciales e imprescindibles para la mejora de nuestra sociedad en las que trabajamos y que presentamos en las sesiones plenarias siempre a través de propuestas relacionadas con ello para mejorar la situación en nuestra ciudad.

¿Cuál hubiese sido la primera decisión que hubiese tomado de haber resultado elegida como alcaldesa? ¿Qué considera qué es lo más importante y prioritario en la ciudad de Ceuta?

Para nosotros lo esencial es ir revirtiendo la situación de desesperanza que tienen muchísimas personas en relación a su futuro en nuestra ciudad, por eso, una de las cuestiones más importantes sería la que nos han ido trasladando los y las ceutíes en las calles: la creación de empleo.

Es obvio que no es una tarea sencilla, pero la perpetuidad en el modelo económico de la ciudad no permite el avance ni la solución a un gran problema como es la falta de oportunidades laborales en Ceuta. No obstante, no ser alcaldesa no va a ser condicionante para que sigamos trabajando por ello porque entendemos nuestra labor política de oposición no sólo para fiscalizar a quienes tengan responsabilidades de gobierno, si no también para proponer soluciones a los problemas de los ceutíes y conseguir el apoyo de los demás representantes de la población. Por poner sólo un ejemplo, desde el 2015 nuestro grupo municipal ha estado intentando hacer ver al ejecutivo la importancia de apostar por el sector tecnológico, primero, porque no necesita mucho espacio físico para implantarse y segundo, por que es el presente y el futuro en las comunicaciones y por lo tanto entendíamos y entendemos que hay que llevar a cabo acciones formativas en este sector para hacer a las personas demandantes de empleo más competitivas y con más posibilidades de encontrar un trabajo. Hasta el año pasado, 2018 no empezaron a hacernos caso y ahora parece que sí lo ven una buena idea.

Lo mismo nos ocurre con el emprendimiento y el apoyo al sector privado que nos parecen esenciales donde el autoempleo no cuenta con todo el apoyo necesario para que muchas personas, jóvenes y no tan jóvenes, vean a través del mismo una salida laboral.

Se han celebrado elecciones hace relativamente poco tiempo, y aún estamos en esa primera fase en ayuntamientos y comunidades. ¿Cómo valora el resultado de su formación en Ceuta?

Seguimos considerando que la baja participación es altamente negativa para toda la ciudad. Nuestro grupo cuenta actualmente con dos concejales por lo que no puedo considerarlo un resultado satisfactorio sin embargo, si algo he aprendido, es que en política, como en otros ámbitos de la vida, dependiendo de la capacidad de trabajo de las personas se pueden alcanzar grandes logros, independientemente del número de representantes.

Este resultado les hará cambiar su forma de política, o forma de trabajar?

En cuanto al trabajo estoy muy satisfecha y orgullosa con todo lo que hacen mis compañeros y compañeras de grupo municipal por lo que la forma de trabajar creo que ha sido positiva porque nos dejamos la piel en todo lo que hacemos. En cuanto a la forma, si con ello hablamos de cómo trasciende todo nuestro trabajo tal vez sí debamos planteárnoslo aunque nosotros no somos personas que se acomoden a un determinado tipo de acciones sino que buscamos ir evolucionando constantemente en todo.

Hablando de política, ¿considera que estar demasiado tiempo en el poder y a la cabeza conlleva, en la mayoría de las veces, excesiva “relajación”?

Creo que gobernar es una gran responsabilidad no sólo para quien lo hace si no también por las personas que le acompañan en esa tarea. En nuestra ciudad hablamos de gobiernos del Partido Popular desde hace aproximadamente dos décadas. Cuando MDyC llegó a la Asamblea en 2015 lo primero que hicimos fue comenzar una ardua tarea de fiscalización y control a toda la acción del ejecutivo local y en muchos casos la dejadez, la inacción y la relajación eran tales que encontramos malas praxis en casi todos los expedientes que revisamos. En la actualidad, pese a las pegas que se nos ponen muchas veces para acceder a la información y ejercer nuestra función política, continuamos haciéndolo y si seguiremos haciéndolo para arrojar luces, transparencia y taquígrafos a todo lo relacionado con dinero público que sale del bolsillo de los y las ceutíes.

¿Qué opinion le merece la apreciación que algunas personas y dirigentes politicos han hecho públicamente sobre Ceuta y su marroquinización?

Me parece fruto de la ignorancia más absoluta y como se sabe, la ignorancia es muy atrevida. Viniendo además de supuestos dirigentes políticos es más preocupante por el mensaje que lanzan de nuestra ciudad al resto del país. Les invito antes de opinar sobre Ceuta a que vengan a conocer nuestra ciudad y su realidad o al menos a documentarse para no cometer esas meteduras de pata que ofenden a toda Ceuta porque si hay un lugar donde el sentimiento patriótico forme parte de nuestro día a día, es aquí.

En ocasiones escuchamos que hay “dos Ceutas distintas”, usted que lo conoce de cerca, ¿cree que es cierta esa percepción?

Cuando se hace referencia a las dos Ceutas se hace en relación a la brecha social existente por desgracia y a que en nuestra ciudad, con apenas veinte kilómetros cuadrados encontramos zonas que carecen de infraestructuras mínimas o personas que apenas pueden subsistir mientras otra parte de la ciudad no tiene esos problemas, aunque si otros. Desde el MDyC siempre nos ha parecido inadmisible que políticamente no se realicen inversiones para combatir esa brecha existente ni se haya sabido trabajar para eliminar esa realidad, por eso, constantemente intentamos poner el foco en las carencias existentes para que sean solucionadas, porque nos parecen inadmisibles.

En Samaria Social nos gusta acabar siempre con la misma pregunta ¿dónde cree que estará dentro de un mes?

Pues a mi me gusta contestar siempre así…no sé dónde, pero sí sé cómo: LUCHANDO!

Un saludo y muchísimas gracias por la oportunidad

#mdyc #ceuta #fatimahossain #musulmana #politica #ceutí

24 vistas